- - in Marisco, Recomendaciones
Cómo congelar mariscos para navidad

Para muchas personas en Nochebuena o el día de Navidad debe haber mariscos en la mesa. Pero puede que tengas que comprarlo con un poco de antelación, para no hacer largas colas el día de navidad, y aquí es donde entra en juego la conservación, por lo que es importante que conozcas cómo congelar mariscos para navidad.

Para los especialistas en el tema, la mayoría de los mariscos se conservan bien en el congelador durante tres o cuatro semanas. Pero es importante asegurarse de que el marisco que se compre sea fresco y que se tengan en cuenta las características de cada tipo.

Aprende cómo congelar mariscos para navidad

A continuación, se explica cómo congelar mariscos para Navidad, según el tipo de marisco que tengas:

6 RAZONES CLAVE POR LAS QUE DEBERÍAS COMPRAR LANGOSTINOS CONGELADOS

Crustáceos

Centollos, langostas y cangrejos. Una vez cocidos, hay que congelarlos. Y cuando vamos a comprar centollos, es muy importante que estén vivos. Para prepararlos antes de que se cocinen, basta con remojarlos en agua fresca o asfixiarlos con un poco de vinagre.

Crustáceos congelados

Una vez cocido, se empapa un paño en el agua de cocción y se envuelve. Luego lo colocas en film transparente y lo metes en el congelador, y la calidad no se deteriora hasta pasadas tres o cuatro semanas, pero es cierto que a partir de entonces la carne empieza a secarse y el resultado final es menos satisfactorio.

Gambas, y langostinos

¿Cocido o crudo? Hay colores para todos los gustos, y se recomienda cocinar las cigalas antes de congelarlas, ya que si se congelan crudas la cabeza se pone negra al descongelarlas.

Para las gambas, un consejo es utilizar papel de aluminio para guardarlas y sellarlas con varias hojas de film transparente para ahorrar espacio en el congelador. Por lo demás, somos partidarios de congelar tanto las gambas como los langostinos en estado crudo.

Percebes y ostras

Sí, pero no, algunos expertos sostienen que es posible congelar tanto percebes como ostras, pero que no se debe hacer todo junto.

Las ostras y las conchas de las ostras pueden descascarillarse y congelarse frescas, pero es mejor congelarlas individualmente para preservar al máximo su integridad como alimento. Se trata de pescados y mariscos delicados y la congelación en pilas puede hacer que pierdan su forma o se rompan en el proceso.

Coloca una ostra en cada una de las bandejas de cubitos de hielo que tengas en la nevera y espera a que se congelen. Una vez congelados, pueden sacarse de las bandejas y colocarse en bolsas o recipientes de congelación especiales.

Bivalvos

Ten cuidado con los mariscos muertos. Las almejas y los berberechos se congelan vivos, pero hay que tener especial cuidado y comprobar si hay ejemplares muertos que pueden incomodarnos.

Deben ser blanqueados de antemano. Sumérgelos en agua hirviendo durante unos segundos o cuécelos al vapor. Simplemente cocinarlos hasta que empiecen a abrir y retirarlos inmediatamente.

Deja que se enfríen y, a continuación, retirarlos con cuidado de la cáscara y colócalos en una bolsa de plástico o en un recipiente para congelar.

Respetar la cadena de frío de los mariscos

La seguridad alimentaria y la preservación de la calidad del producto sólo son posibles mediante la congelación de forma específica para cada especie.

En general, cualquier pescado o marisco puede congelarse, aunque su sabor será muy diferente al del pescado o marisco fresco. La temperatura debe ser inferior a -18°C y la vida útil máxima es de unos 15 días.

No pongas los alimentos recién cocinados y aún calientes en la nevera o el congelador. Además, el pescado y el marisco frescos (a la temperatura exterior más alta) no deben almacenarse en contacto directo con alimentos congelados en el congelador.

Esto se debe a que el intercambio de calor hará que los alimentos frescos descongelen los congelados en la superficie, haciendo que se estropeen.

CÓMO CONSERVAR LOS PRODUCTOS FRESCOS DEL MAR

¿Cómo debes descongelar el marisco para Navidad?

Si quieres que tu marisco congelado esté listo a tiempo para la cena navideña o para una comida especial, hay algunos pasos que debes seguir para descongelarlo: lo primero es distinguir entre el marisco cocido y el crudo.

Respetar la cadena de frío de los mariscos

  • El marisco cocido debe descongelarse en el frigorífico. Lo ideal es descongelarlo 24 horas antes de comerlo. Se conservará por algunos días en la nevera, más o menos de 2 a 3 días.
  • Lo ideal es descongelar los alimentos crudos congelados en la nevera y cocinarlos inmediatamente después de descongelarlos

Como alternativa, si quieres planificar tus comidas o eres más económico, puedes comprar marisco congelado directamente en la tienda.

Sabe mejor si lo cocinas inmediatamente después de comprarlo, pero también puedes utilizar marisco congelado o envasado al vacío, nutricionalmente, el marisco congelado conserva bien todos los ingredientes.

Y, por último, como recordatorio de cómo congelar mariscos para navidad, debes tratar bien al marisco, he aquí un par de consejos esenciales para darle un toque de glamour:

  • Respetar los tiempos de cocción de cada especie y medir el agua en cuanto rompa a hervir (no olvidar la sal, unos 60 g por litro de agua, o un poco más para las gambas)
  • La segunda es menos común, aunque poco a poco se está generalizando. La segunda es menos habitual, aunque cada vez está más extendida: preparar un baño de hielo para cuando se saque el marisco de la sartén. El rápido enfriamiento ayuda a detener el calor y también facilita la extracción de la carne. En cuanto el cangrejo sale de la olla, lo mejor para el centollo es una ducha fría.

Leave a Comment

Your email address will not be published.

Tu comentario*

Name*

Email*

Website*

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies